Abstract

En un suelo regado periódicamente con alpechín se ha seguido la evolución temporal del contenido de fósforo y potasio asimilables, materia orgánica (componentes mayoritarios del residuo) y la fracción de nitrógeno inorgánico. Se establecieron cuatro tratamientos: uno, testigo, en blanco sin alpechín, y los tres restantes con aportaciones de 100, 200 y 300 l/m2 de jámila, respectivamente. Los resultados muestran una cierta correlación entre los niveles de fósforo y materia orgánica en las muestras tratadas, no observada para el caso del K. La dinámica del nitrógeno en el suelo se ve afectada por la adición del residuo. Conviene destacar que, mientras que los valores de fósforo asimilable y materia orgánica al final del ensayo son semejantes a los iniciales, los de potasio asimilable se elevan hasta un 50% más sobre los de partida.

This content is only available as a PDF.